lagrimas-en-la-lluvia

Lágrimas en la lluvia

¿Dónde estaremos el siglo que viene?, pues quien sabe, lo que está claro es que si analizamos el pasado tampoco hemos cambiado tanto, así que no creo que el futuro sea muy diferente.Sin embargo, las películas futurístas se empeñan por mostrarnos una realidad extraña, un entorno que dista mucho de nuestro día a día y es por eso que este tipo de género no es mi fuerte.
Pero, no hay regla sin excepción, y Lágrimas en la lluvia de Rosa Montero es una rareza dentro de la ciencia ficción y es por eso que puedo decir que me ha encantado. Como no podía ser de otra manera en una novela de este género, la autora dota de grandes pinceladas de creatividad a su obra, aún así nos encontramos con una realidad que no nos es del todo desconocida, pues ese futuro cargado de avances tecnológicos, de alguna manera, ya le hemos vivido en el pasado.
En la sociedad que nos presenta Rosa Montero conviven especies, al  igual que en el mundo de hoy existen diferentes razas. Y como no, hay una que es superior, los humanos, y otra que se ha creado en un laboratorio para que sean esclavos los tecnohumanos. Y sucedió algo parecido a las luchas entre los blancos y los negros por recuperar su libertad, que aunque teóricamente se abolió la esclavitud y se consideró que ambas razas eran iguales, por el momento realmente nunca lo han sido.
Los problemas que ocasionará el cambio climático en el futuro mundo también han tenido cabida en las páginas de la autora. Los polos se derriten y pronto se ven las consecuencias:  los osos polares se extinguen y mueren de una forma muy cruel, nadando sin rumbo por salvar su vida hasta agotar sus fuerzas,y ciudades como Venecia o Barcelona desaparecen y sus ciudadanos emigran a otras zonas no inundadas lo que provoca problemas de abastecimiento.
La nueva tierra ya no tiene distintos países es «Estados Unidos de la Tierra» e impera el capitalismo, el comunismo se ha tenido que exportar a un planeta vecino por que no tenía cabida en el nuevo mundo. Las distintas religiones, tal y como hoy las conocemos, se dilapidan por falta de creyentes y se unen formado una sola cuyas estrictas leyes no tienen cabida en el mundo que Rosa Montero crea y tienen que buscar su lugar en el espacio.
Todos estos cambios fruto de la imaginación de la autora, no nos son tan lejanos y no son más que una critica social y una advertencia de lo que podría llegar a pasar, o quien sabe, lo que de alguna manera o de otra pasará.

 

No Comments

Post A Comment

Shares

Este sitio web utiliza cookies tanto propias y de terceros para analizar sus navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra Política de Cookies más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar